Comunicación

Expertos en soluciones de control, calidad y seguridad.

07/08/2018

La seguridad en el transporte de mercancías peligrosas

El accidente ocurrido ayer en Bolonia pone de actualidad la seguridad del transporte de mercancías peligrosas por carretera y los factores que influyen en ella.

La colisión de un camión cisterna que transportaba líquido inflamable (probablemente algún tipo de GLP o gas licuado del petóleo) con otro camión, en la autovía A-14 Bolonia-Taranto a la altura del aeropuerto de Bolonia, provocó una enorme explosión que causó al menos dos muertos y multitud de heridos, algunos de gravedad.

Tras el análisis de las imágenes del siniestro por parte de nuestro experto en transporte de mercancías peligrosas, y a falta de lo que determine la investigación oficial, la causa más probable de la explosión sería un fenómeno llamado BLEVE (Boiling Liquid Expanding Vapour Explosión – Explosión de vapores que se expanden al hervir un líquido).

Por razones que se desconocen, el camión cisterna no frena a tiempo y embiste al camión que circulaba delante de él y que se encontraba parado debido a un accidente, provocando un incendio. Debido al incendio exterior, el GLP transportado se calienta, aumentando la presión interior del tanque, hasta un punto en el que éste no lo puede resistir y se produce una fisura. El súbito descenso de la presión provoca que el líquido se transforme en gas de manera instantánea y aumente su volumen drásticamente, generando una potente onda expansiva. La explosión posterior se debe a que el GLP es una sustancia inflamable y es un fenómeno conocido como “Explosión de Vapores No Confinados”.

Fuente: RT en español

 

Para evitar que se produzcan accidentes de este tipo o minimizar su alcance, el transporte de mercancías peligrosas por carretera en Europa está fuertemente regulado por la Directiva 2008/68/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 24 de septiembre de 2008, sobre el transporte terrestre de mercancías peligrosas, uno de cuyos pilares fundamentales es el ADR. El ADR es el Acuerdo europeo relativo al transporte internacional de mercancías peligrosas por carretera, que está vigente desde el 30 de septiembre de 1957 y regula todos los aspectos relativos al transporte por carretera de las mercancías peligrosas, con el objetivo fundamental de evitar daños a las personas al medio ambiente. Periódicamente se le han ido incorporando modificaciones para adaptarse a las novedades del sector.

La regulación incluye la carga, descarga y almacenaje de las mercancías peligrosas y afecta tanto a los directamente involucrados en el transporte como a los fabricantes de elementos y materiales relacionadas con su transporte, embalaje y manipulación.

Envíenos su petición

O llámenos si lo prefiere

+34 902 01 05 62